Tu primera visita sin coste en Minifiv
icon phone

900 053 653

ES
Consejos y recomendaciones 17 Oct 2017 | By Minifiv

Principales alteraciones de la calidad seminal

La baja calidad del esperma es una de las causas más comunes de infertilidad masculina. Existen varias alteraciones espermáticas que pueden llevar a problemas de fertilidad en el hombre, aunque las más destacadas afectan a la concentración, movilidad y morfología de los espermatozoides en el eyaculado.

En este artículo explicaremos las principales alteraciones que causan esterilidad masculina por factor espermático así como la forma de detectarlas. Además, daremos algunos consejos generales para mejorar la calidad del semen.

Número de espermatozoides

Durante el camino que han de recorrer los espermatozoides hasta llegar a las trompas de Falopio, donde se encuentra el óvulo, se topan con numerosos obstáculos que no todos los espermatozoides son capaces de superar.

Por esta razón, es fundamental contar con una buena cantidad de espermatozoides en el eyaculado, para que al menos uno de ellos sea capaz de llegar hasta el ovocito y se produzca la fecundación.

Las tres complicaciones básicas relacionadas con la cantidad de espermatozoides son:

  1. Oligozoospermia u oligospermia: se diagnostica cuando el recuento de espermatozoides es menor a 15 millones/ml de eyaculado.
  2. Criptozoospermia: actualmente se define en muestras en cuyo análisis inicial no se observan espermatozoides aunque sí se aprecian algunos tras la centrifugación. Antes se definía como la presencia de menos de 100.000 espermatozoides/ml.
  3. Azoospermia: ocurre cuando no vemos ningún espermatozoide en el eyaculado.

Principales alteraciones de la calidad seminal

Movilidad espermática

Para que el espermatozoide llegue al óvulo, ha de moverse o “nadar” por el tracto reproductor femenino de forma progresiva, rápida y vigorosa, es decir, debe tener un movimiento que le permita avanzar a buen ritmo.

Determinamos que la muestra de semen presenta astenozoospermia o astenospermia, es decir, problemas de movilidad, cuando menos del 40% de los espermatozoides se mueven o cuando menos del 32% lo hacen de forma progresiva, es decir, con movimiento de avance o desplazamiento. 

La morfología del espermatozoide

Un espermatozoide considerado normal debe tener tres estructuras perfectamente definidas:

  • Cabeza ovalada, sin vacuolas ni irregularidades en el contorno.
  • Pieza media o cuello de grosor y longitud adecuada.
  • Cola fina, larga y móvil.

Decimos que un espermatozoide es morfológicamente anómalo cuando presenta alguna o varias de estas estructuras alteradas. Por ejemplo: cola enrollada, más de una cola, cabeza redonda o puntiaguda, pieza media muy corta o engrosada…

Teratozoospermia o teratospermia es la anomalía espermática diagnosticada cuando vemos que menos del 4% de los espermatozoides presentan una forma normal o, lo que es lo mismo, cuando más del 96% de los espermatozoides tienen alguna alteración en su morfología.

Principales alteraciones de la calidad seminal

Otras anomalías en el semen

Aunque las anteriores alteraciones son las más comunes, existen otras que también son importantes a la hora de estudiar la calidad seminal. Algunas de ellas son:

  • Hipospermia: se indica cuando el volumen de esperma es menor a 1.5 ml.
  • Necrospermia: se trata de una alteración de la vitalidad espermática diagnosticada cuando más del 58% de los espermatozoides están muertos.  
  • Aspermia: es la ausencia de eyaculado.
  • Leucospermia o piospermia: se determina cuando vemos más de 1 millón de leucocitos/ml de semen eyaculado.

Todas estas alteraciones son diagnosticadas durante la prueba de análisis seminal conocida como espermiograma o seminograma.

Este estudio del semen permite examinar diferentes características seminales, tanto microscópicas como macroscópicas, y determinar la calidad del mismo.

Si quieres más información sobre esta prueba, puedes consultar este enlace: ¿Qué es el seminograma o espermograma?

Debemos tener en cuenta que estas alteraciones no son excluyentes, es decir, un varón puede presentar varias anomalías a la vez y ser, por ejemplo astenoteratozoospérmico (anomalías en la morfología y la movilidad de sus espermatozoides) u oligoastenoteratozoospérmico (espermatozoides con mala movilidad, mala morfología y poca concentración).

Consejos para mejorar la calidad del esperma

Como hemos visto, la calidad del semen se estudia mediante el seminograma. Los resultados pueden variar ligera o sustancialmente en función de varios factores como por ejemplo el estrés, la toma de medicación específica, la alimentación, el tiempo de abstinencia sexual, hábitos tóxicos, factores ambientales, etc.

Por esta razón, se recomienda seguir las siguientes indicaciones para mejorar la calidad seminal en la medida de lo posible:

  • Evitar hábitos tóxicos como el tabaco, el alcohol o las drogas.
  • Realizar ejercicio físico regular pero evitar las actividades de gran intensidad.
  • Evitar la exposición a ciertas sustancias químicas o radioactivas.
  • Evitar el sobrecalentamiento de la zona testicular (no apoyar el ordenador sobre los testículos, no llevar el móvil en el bolsillo o evitar la ropa muy ajustada).
  • Llevar una alimentación sana y equilibrada, rica en antioxidantes y vitaminas.
  • Reducir el estrés.

En Minifiv ofrecemos una primera visita gratuita para que podáis profundizar y resolver todas vuestras dudas sobre las alteraciones del semen y otros temas relacionados con la fertilidad tanto masculina como femenina.


New call-to-action