¡Novedad! Primera visita médica gratuita
icon phone 900 053 653
ES
Clínica Minifiv 10 Jan 2020 | By Minifiv

Conoce porqué es tan necesaria la ecografía en el embarazo

Gracias a la ecografía del embarazo podemos conocer el estado de nuestro bebé y asegurarnos de que su desarrollo es el adecuado durante la gestación. Te indicamos las principales ecografías que debes realizar antes del parto.  

La ecografía es una prueba diagnóstica que se basa en la emisión de ultrasonidos por una sonda, para conseguir una imagen lo más nítida posible del feto. Los ultrasonidos llegan hasta el feto y se transforman en señales eléctricas, que luego observamos en forma imágenes en el ecógrafo. Es un avance tecnológico que ha permitido un mayor control del embarazo, y con ello asegurar que el futuro bebé crece con normalidad. Además, desde un punto de vista emocional, permite a las madres y padres ver a su hijo y oír sus latidos, algo que les hace muy felices. 

primera ecografía embarazo

A la hora de realizar una ecografía del embarazo, lo único que se recomienda a la paciente es que llegue con la vejiga llena, para así ayudar a que se vea mejor la imagen. Tómate unos cuantos vasos de agua antes de la prueba y no orines; por lo demás, la ecografía únicamente requiere que te acuestes boca arriba en la mesa de exploración, y el médico se encargará de aplicarte el gel conductor en el vientre y la pelvis, y con la sonda manual recorrer la zona para explorarla y obtener información. 

Es un procedimiento inocuo que, como mucho, puede provocar una leve molestia por el tacto frío del gel o la presión sobre la vejiga, pero nada más. A partir de las 6 semanas de embarazo la ecografía transvaginal ya puede detectar el embrión y su latido;  lo habitual es realizar 3 ecografías, una por cada etapa del embarazo, en el primer, segundo y tercer trimestre. Te explicamos en qué consiste cada una y cuál es la información que puedes obtener en cada fase:

Primera ecografía del embarazo

La primera ecografía del embarazo se realiza entre las 11 y 13 semanas de gestación, y suele ser por vía vaginal (el resto son abdominales). Los objetivos de esta ecografía son, en primer lugar, determinar el número de fetos que hay. El embarazo ectópico en la ecografía también se descarta; se comprueba si el embrión está dentro del útero o no.

Gracias a la medición CRL, que es la longitud entre la cabeza y el final de la columna, el médico puede determinar la edad gestacional. Y además, otra medida muy importante es la del pliegue nucal, que nos da información sobre posibles anomalías cromosómicas y cardíacas. Es decir, el riesgo que tiene el futuro bebé de sufrir síndrome de Down o síndrome de Edwards, entre otros trastornos genéticos.

6 semanas de embarazo ecografía

Segunda ecografía del embarazo

Esta segunda ecografía tiene lugar alrededor de la semana 20 de embarazo. Ya es abdominal y se considera por muchos la más importante de todas. En ella se realiza un examen morfológico completo, se toman medidas del cuerpo (la cabeza, las piernas, el abdomen) para comprobar que crece al ritmo que le toca y se determina el sexo del bebé, si es posible. 

Debido a todo esto es la ecografía que más tiempo dura de todas, ya que puede alargarse hasta la media hora. Gracias a todos estos estudios se identifican posibles malformaciones que, de ser así, requerirán de pruebas más específicas para su confirmación.

Tercera ecografía del embarazo

La última ecografía del embarazo se produce entre la semana 33 y la 35. Para terminar, se comprueba otra vez el crecimiento del feto, su estructura anatómica y si la placenta está cumpliendo con su trabajo. Se mide el líquido amniótico, que es el fluido que rodea al bebé en el útero y, si no se pudo adivinar el sexo del bebé en la anterior ecografía, en ésta se confirma al 100%. Los médicos comprueban que todo está bien de cara al parto y que, por ejemplo, el cordón umbilical no rodea el cuello del feto. 

La ecografía es una parte esencial del proceso prenatal, y la garantía de que la salud del feto y la madre está siendo atendida con cuidado. En Minifiv te ofrecemos distintos tratamientos de fertilidad y, si conseguimos tu objetivo de quedarte embarazada, realizamos todo el seguimiento hasta el parto para asegurarte el mejor trato. Estarás en buenas manos, ¡acércate y compruébalo!

Conoce los tratamientos de fertilidad