icon phone

900 053 653

ES
Consejos y recomendaciones 09 Nov 2017 | By Minifiv

Efecto del alcohol en la fertilidad y la reproducción asistida

La fertilidad de una persona no solo está determinada por la genética propia de cada uno sino también por aspectos no biológicos como el ambiente y el estilo de vida. Por ello, la infertilidad o incapacidad de tener un hijo de forma natural puede deberse a una gran variedad de factores o a la combinación de los mismos.

Las causas biológicas que llevan a una persona a padecer problemas de fertilidad no suelen ser modulables y pocas veces pueden prevenirse. Sin embargo, existen una serie de aspectos que pueden ser causa de infertilidad y que podemos modificar para evitar o reducir, en la medida de lo posible, el efecto sobre nuestra capacidad de concebir.

Un elemento especialmente preocupante por su consumo generalizado es el alcohol. La normalidad con la que tratamos este tóxico nos lleva a restarle importancia, pero su efecto sobre la salud y, en especial, sobre la fertilidad no es inocuo.

A continuación hablamos de la peligrosa relación entre el consumo elevado de alcohol y la reproducción:

¿Cuánto alcohol puedo tomar si estoy buscando el embarazo?

Que una mujer embarazada no debe beber alcohol es algo que todos sabemos, pues es ampliamente conocido que el consumo de alcohol durante los meses de gestación puede causar defectos en el desarrollo del bebé. Sin embargo, algo que no todos sabemos es que el alcohol también debería reducirse o incluso evitarse durante la búsqueda del embarazo.

Son muchos los estudios que confirman la relación negativa entre el alcohol y la fertilidad. De hecho, algunas de estas investigaciones estiman que una mujer que consume más de 2-3 bebidas alcohólicas al día tiene un 1.6% más riesgo de padecer infertilidad que una mujer que no toma alcohol o consume tan solo 1 unidad*. Beber más de 14 unidades de alcohol a la semana puede conllevar graves consecuencias para la fertilidad y la salud general.

*Una unidad de alcohol se considera un tercio de cerveza, una copa de vino o 20 ml de licor.

Alcohol en hombres y mujeres

Aunque socialmente se le da más peso a la infertilidad de causa femenina, cerca del 40% de los problemas reproductivos tiene su origen en el hombre. Del mismo modo, se suele pensar que el alcohol únicamente influye en la capacidad reproductiva de las mujeres cuando ellos también sufren consecuencias. Pero, ¿qué efectos concretos presenta el alcohol en la fertilidad femenina y en la masculina?

En el hombre, el alcohol disminuye la cantidad de espermatozoides y empeora su morfología, principalmente por dos razones:

  • Bloquea la absorción de zinc, mineral fundamental para la fabricación de un semen sano.
  • Obliga al organismo a producir  más enzimas, lo cual provoca un desequilibrio hormonal: la cantidad de estrógenos se ve aumentada y la testosterona disminuida. Esto dificulta la producción de espermatozoides.

En la mujer, se relaciona el alcohol con:

  • Irregularidades en el ciclo menstrual.
  • Alteraciones en la ovulación.
  • Variaciones en la producción de hormonas. Por ejemplo: el aumento de prolactina (que causa dificultades para ovular).

Además, el consumo de bebidas alcohólicas en las mujeres antes y durante el embarazo lleva a un aumento en la tasa de aborto, parto prematuro, bajo peso al nacer y el llamado Síndrome de Alcoholismo Fetal (anomalías del corazón, crecimiento retardado, trastornos psicomotrices…).

Por otra parte, no debemos olvidar que el alcohol no solo afecta a la capacidad de concepción natural. En cuanto a infertilidad y reproducción asistida, pueden disminuir las probabilidades de éxito de las técnicas de fertilidad debido a la peor calidad de los óvulos y espermatozoides empleados.

Por todo esto, desde Minifiv recomendamos que tanto el hombre como la mujer que están buscando el embarazo reduzcan el consumo de alcohol a moderado u ocasional. Tambiçén recomendamos pautas alimentarias que pueden ser beneficiosas, como seguir la dieta mediterránea. De esta forma, la fertilidad no se verá alterada y se logrará con mayor facilidad el deseo de tener un bebé sano.


Nutrición y Fertilidad