icon phone

900 053 653

ES
Clínica Minifiv 03 Sep 2013 | By Minifiv

Paso a paso de la Mini-FIV, qué es y cómo funciona

MiniFIV nace como un tratamiento de fertilidad alternativo a la Fecundación in Vitro tradicional.

El tratamiento MiniFIV tiene dos partes bien diferenciadas: 

  • La primera, que comprendería la estimulación ovárica y preparación del endometrio, es la etapa específica y característica de este protocolo.
  • En la segunda, una vez obtenidos los óvulos, entra en escena el laboratorio de FIV, que se encargará de la fecundación de estos y el cuidado de los embriones hasta su transferencia.

Centrándonos en la primera fase, lo que caracteriza al protocolo de estimulación mínima o MiniFIV es el uso de una medicación oral como base del tratamiento, el citrato de clomifeno. El uso de este fármaco, con el que se tiene una amplia experiencia, tiene varias ventajas: barato, seguro y eficaz en la estimulación de los folículos (óvulos), permitiendo ahorrar dinero y esfuerzo respecto a las medicaciones de uso habitual, mucho más caras y de administración subcutánea.

El citrato de clomifeno permitirá que los folículos comiencen su crecimiento, y sobre esta base, se añaden pequeñas cantidades de gonadotrofinas (suele ser suficiente con dos o tres inyecciones) en días alternos, asegurando que los óvulos alcancen su madurez antes de ser extraídos. Durante su crecimiento, a la paciente se le realizan controles ecográficos que permiten determinar el momento óptimo para obtener los ovocitos.

La punción o aspiración folicular es un proceso rápido, seguro, que se realiza de forma indolora con una sedación muy suave y que conlleva un tiempo quirúrgico inferior a los 15-20 minutos. Se realiza mediante una ecografía vaginal, con la paciente dormida, y no requiere de cicatrices, puntos o ingreso, siendo lo habitual recibir el alta en menos de 2 horas.

Una vez obtenidos los óvulos, y con los pacientes ya en casa, el laboratorio de FIV lleva a cabo la fecundación in vitro, eligiendo la técnica que mejor se adapte a la calidad de los espermatozoides, óvulos y antecedentes reproductivos de la pareja. 24 horas después se valora la fecundación, teniendo ya preembriones, que permanecerán en el incubador bajo condiciones óptimas hasta su transferencia.

La transferencia tiene lugar entre el 2º y el 5º día de desarrollo embrionario. Para ello, el laboratorio elige el mejor o los dos mejores embriones, que se colocan en el interior del útero de forma rápida e indolora, en un procedimiento muy sencillo similar a la toma de una muestra para citología. A los 10-12 días del transfer ya podremos determinar el éxito del ciclo mediante una prueba de embarazo en sangre u orina.

New call-to-action