¡Novedad! Primera visita gratuita
icon phone 900 053 653
Consejos y recomendaciones 17 septiembre 2020| By Minifiv

La consulta preconcepcional

Cada vez se le está dando más importancia a la consulta preconcepcional como paso clave antes de conseguir un embarazo, ya sea gracias a alguna técnica de Reproducción Asistida o de forma natural.

Se recomienda acudir al ginecólogo o al médico de atención primaria a todas las parejas que estén planeando una gestación. El objetivo de esta consulta será identificar distintos factores de riesgo y modificar aquellas situaciones peligrosas que nos podamos encontrar, con el objetivo de llegar al embarazo en las mejores condiciones posibles. Debemos intentar minimizar los riesgos para mejorar los resultados en la medida de lo posible.

A pesar de que es algo recomendado por la mayoría de profesionales y sociedades científicas, la realidad es que la mayor parte de la población desconoce la importancia de esta consulta, y actualmente se calcula que tan solo el 10% de las parejas la realizan.

En esta consulta preconcepcional realizada en nuestra clínica Minifiv vamos a diferenciar varias partes. En un primer momento, tu médico realizará un cuestionario completo sobre vuestra salud para identificar cualquier problema o factor riesgo que pudiera afectar al embarazo. Tiene aquí especial importancia todo lo que tenga que ver con los embarazos previos (si los ha habido), así que cualquier información que nos puedas facilitar será bienvenida.

Investigaremos también sobre las enfermedades u operaciones que hayáis podido tener, vuestros hábitos de vida (dieta, deporte, tabaco, medicamentos que estéis tomando, tóxicos…) Intentaremos daros unos consejos generales de salud y valorar si existe algo que pueda complicarnos el curso del embarazo y que nos obligue a actuar antes.

Por otra parte, dentro de esta consulta se recomienda la realización de una analítica general para conocer en qué condiciones nos encontramos, prestando especial atención a aspectos como la hemoglobina y los depósitos de hierro, las hormonas tiroideas o las serologías para distintas enfermedades infecciosas.

También se recomienda hacer una exploración general, ginecológica y mamaria, así como la realización de una citología del cuello uterino.

En función de todas estas pruebas, desde Minifiv os daremos unos consejos personalizados para cada pareja. Afortunadamente, en la mayor parte de los casos nos servirá para asegurarnos de que no hay ningún problema y que podemos plantearnos el conseguir el embarazo sin más preocupaciones. En otras ocasiones nos podemos encontrar con algún problema que desconocíamos que existía pero que podría afectar a la futura gestación.

Uno de los problemas que nos encontramos con más frecuencia es el hipotiroidismo subclínico. Se trata de una condición en la que el tiroides no está produciendo suficiente hormona tiroidea. En estos casos, la mujer no tiene ningún síntoma ni ningún problema en su vida diaria, pero puede suponer un problema de cara a la gestación.

Por último, es importante recordar la importancia de distintos complementos alimenticios para el embarazo. Por ejemplo, está más que demostrada la importancia que tiene el consumo de ácido fólico para reducir los defectos del tubo neural o espina bífida. Salvo en algunos casos excepcionales, se recomienda una dosis de entre 400 y 800 microgramos al día. De la misma forma conocemos el papel que tiene el yodo (en dosis de 150-200 microgramos diario) para el correcto desarrollo del sistema nervioso del feto. Para alcanzar estas dosis, en la mayor parte de los casos va a ser necesario tomar algún tipo de complemento alimentario, idealmente desde al menos dos meses antes de conseguir el embarazo.

 

Dr. Enrique García

Ginecólogo Minifiv