¡Novedad! Financiación hasta en 24 meses sin intereses ni comisiones. Más info aquí

icon phone 900 053 653 icono Espacio del Paciente Minifiv Espacio del Paciente
Infertilidad 10 octubre 2022| By Minifiv
Comité Editorial Blog miniFIV

Infertilidad masculina y estimulación suave

Infertilidad masculina y estimulación suave: ¿por qué estos protocolos son especialmente aconsejables cuando el problema está en el esperma? Si bien la edad es la principal causa de los problemas de infertilidad, la incidencia del factor masculino aumenta progresivamente. Esto se debe, entre otros factores, a que la calidad del semen ha bajado hasta un 50% en los últimos años.

Históricamente, cuando una pareja acudía a una consulta de fertilidad, la atención se centraba en primera instancia en la mujer. Hace décadas que esto ha ido cambiando y hoy en día el estudio del hombre resulta fundamental a la hora de plantear cualquier tratamiento de fertilidad. En este blog, hablamos con el Dr. Enrique García, ginecólogo de miniFIV, sobre infertilidad masculina y por qué son apropiados los tratamientos de baja estimulación.

Baja calidad del esperma: causas

La calidad del esperma ha disminuido en los últimos años, tal y como corrobora la Sociedad Española de Fertilidad (SEF). Más de un 60% de las parejas con problemas para tener hijos hoy en día presentan factores de infertilidad por parte de ambos miembros.

Las causas de este hecho son muchas y distintas. “El origen de la infertilidad masculina puede residir en alguna patología o condición previa, pero lo más frecuente es que se deba a factores externos como el estrés, una mala alimentación u obesidad, ciertas medicaciones, el tabaco o los contaminantes ambientales”, explica el doctor.

Podemos por tanto hablar de estos factores:

  • Enfermedades: la diabetes mal controlada, paperas, fibrosis quística, traumatismos testiculares, determinados trastornos genéticos.
  • Contaminantes que influyen negativamente en la calidad y movilidad del esperma. Hablamos de determinadas medicaciones o consumo excesivo de alcohol, drogas o esteroides anabolizantes.
  • Hábitos poco saludables: estrés, mala alimentación, obesidad, tabaquismo

La importancia del espermiograma en caso de infertilidad masculina

El factor masculino presenta una ventaja en términos de fertilidad y es que la regeneración de los espermatozoides es rápida, en tres meses se pueden ver resultados. El primer paso es la detección de anomalías en el espermiograma, o seminograma, que es la prueba básica que se prescribe en una primera consulta de fertilidad.

El Dr. Enrique García destaca la importancia, más que nunca, del diagnóstico. “Estamos viendo cómo la infertilidad masculina se incrementa progresivamente y, en muchas ocasiones, las parejas tienen que hacer frente a problemas de infertilidad por partida doble. Por todo ello, y ante las dificultades de una pareja para tener un hijo, lo primero es conocer bien cuál es problema de base con un estudio básico de fertilidad a ambos. Al final la solución pasa por un buen diagnóstico teniendo en cuenta todas las variables, incluyendo por supuesto al hombre”, comenta el Dr. Enrique García.

Mejorar la calidad del semen

“Un seminograma con resultados normales ya no es algo tan habitual”, confiesa el doctor. Eliminar los hábitos tóxicos es un primer paso fundamental para la mejoría de la calidad espermática y en ese sentido, Enrique García apunta al tabaco: “Hay mucha concienciación en torno a dejar de fumar cuando se está buscando un embarazo en la mujer. Sin embargo, son muchos los que desconocen el gran daño oxidativo que el tabaco tiene para la fertilidad del hombre.”

La dieta también puede tener la clave de la fertilidad, tal y como os contamos en nuestro blog regularmente. Introducir antioxidantes, vitamina C o zinc es muy beneficioso para mejorar la fertilidad masculina.

Infertilidad masculina y estimulación suave

En miniFIV somos expertos en tratamientos con protocolos de baja estimulación. Precisamente si hablamos de infertilidad masculina, esta alternativa también está especialmente indicada. Puesto que los ovocitos de la mujer, a priori, no son el problema, el tratamiento se centra en los espermatozoides.

“Cuando tenemos alteraciones en el semen, el reto va a estar en saber seleccionar los mejores espermatozoides para utilizarlos en el tratamiento. Sin embargo, no es necesario que la mujer pase un proceso en el que se utilicen concentraciones muy altas de hormonas”, explica el Dr. García.

La estimulación suave prioriza la calidad de los óvulos frente a la cantidad, de forma que, tras una correcta selección de los espermatozoides, podamos obtener embriones con altas posibilidades de implantación. Siempre es importante individualizar cada caso, pero en general este protocolo puede usarse incluso aunque la mujer supere los 35 años (cuando la fertilidad comienza a disminuir considerablemente).

Si quieres quedarte embarazada de una manera más natural o si queréis realizar un balance de fertilidad para determinar el mejor tratamiento para ser papás, en miniFIV estaremos encantados de ayudaros. Podéis llamarnos por teléfono o rellenar nuestro formulario y el equipo os contactará directamente.